sábado, 30 de octubre de 2010

DON'T FUCK WITH ME...

Con el tiempo, he aprendido que en este execrable mundo o eres malvado o te pisan. Ser bueno hoy en día, es sinónimo de tonto.
Siempre me han fascinado los malos de las películas, me parecían mucho más interesantes que  los protagonistas buenos. Los malos siempre son sofisticados, inteligentes, guapos, con dinero y poder. Más vale ser malvado que el héroe sumiso, discreto, pánfilo, sufridor y llorón!
Yo tenia una esencia pura, pero en los últimos años  a base de golpes, tuve que hacerme mala a la fuerza. Much@s me dicen: "tu antes no eras así, como has podido cambiar tanto". C'est la vie!!! Lo peor de todo, es que me encanta ser una arpía, capaz de hacer lo que sea para lograr mis objetivos y  planear toda clase de maldades desde que me levanto hasta que me acuesto.
Tampoco soy mala gratuitamente, pero cuando me dan razones, soy la persona más pérfida y cruel del mundo,  el sufrimiento ajeno me importa muy poco, no tengo ningún tipo de escrúpulo para humillar, despreciar o lastimar. Soy la peor enemiga de mis enemigos, si me hacen daño o si se quieren pasar de listos, utilizo todo tipo de estratagemas para defenderme y hundirles.
Me gusta amenazarles y chantajearles, no sé como lo hago pero siempre consigo información o pruebas que puedo utilizar en su contra  ( fotos, sex tapes, conversaciones grabadas ...etc). Muchas veces lo único que hago es poner a cada uno en su lugar y equilibrar un poco la justicia. Lo que nadie se atreve a hacer, lo hago yo. 
Lo que está claro es que puedo ser peligrosa! 
Si sabes lo que te conviene no me vas a joder a mi!!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario